A pesar de ser los grandes ausentes del 37 Rally Villa de Llanes celebrado este sábado, los resultados de esta antepenúltima prueba del nacional de asfalto 2013 han hecho posible que los de MINI se hayan asegurado matemáticamente el título. “Tengo la sensación de que esta inolvidable temporada es la guinda de mi carrera deportiva”, afirma el grancanario, que ha dado a la marca su primer entorchado nacional en esta disciplina.
Luis Monzón y José Carlos Déniz son, a falta de dos pruebas por disputarse, los nuevos campeones de España de rallies sobre asfalto después de que este sábado ninguno de sus rivales directos pudieran sumar los suficientes puntos en el Rally Villa de Llanes como para mantener el pulso por el número uno con los canarios. Lejos de Asturias, los de MINI pudieron celebrar este segundo entorchado de su carrera tras ellogrado en 2001.
“Para mí es una enorme satisfacción haber podido lograr este título. Repetir este éxito con mi edad es un sueño. En cierta medida tengo la sensación de que esta inolvidable temporada es la guinda de mi carrera deportiva”, ha declarado Monzón, que estuvo siguiendo al minuto la prueba de Llanes a pesar de perdérsela. “Este título es de todos los que han colaborado en su consecución. No sería justodestacar a alguien por encima del resto, pero he de agradecer a todo el equipo; a Pedro Burgo y su estructura humana y técnica; a Prodrive y su ingeniero Nick Navas; al propio José Carlos Déniz; a todos los patrocinadores, a mi familia y, por supuesto, a MINI y a Manuel Terroba por creer en nuestra apuesta por reconquistar el Campeonato de España de Rallies de Asfalto. Todos han aportado su granito de arena para que este año haya sido así de rendondo”.
Los números de los canarios y del MINI John Cooper Works esta temporada están siendo impresionantes. Enseis participaciones han logrado cinco victorias en Canarias, Cantabria, Ourense, Ferrol y Príncipe de Asturias. Sólo se les escapó el Rías Baixas aconsecuencia de un pinchazo, pero aún quedan dos rallies más para que esas cuentas sean aún más brillantes. En este sentido equipo y marca –que ha acogido con entusiasmo su primer título nacional en esta disciplina– se reunirán en los próximos días para decidir cuál será el plan de cara a las dos pruebas que quedan: Sierra Morena (18 y 19 de octubre) y Madrid (22 y 23 de noviembre).
Sobre lo que ha sido este bagaje en el CERA, Monzón se queda con el triunfo de Cantabria, “el más difícil” desde su punto de vista y la prueba que les puso sobre la senda del título en una temporada que ha exigido el máximo a todos los miembros de su equipo. “A diferencia del campeonato de 2001 donde teníamos un rival muy claro, este año ha habido muchos pilotos a los que vigilar y de los que defenderse. Eso ha sido lo más complicado, aunque es cierto que algunos de ellos han tenido averías, pinchazos y problemas que les impidieron tener la regularidad de la que sí hemos gozado nosotros. En mi opinión esto no es casualidad. Todos, sin excepción, han hecho un trabajo increíble. Exquisito. El MINI John Cooper Works WRC ha ido siempre perfecto”, ha apuntado el ya doble campeón nacional de rallies.
Luis Monzón y José Carlos Déniz han contado esta temporada con el apoyo de MINI España, Lopesan, GranCanaria 2014, Michelin, Café Candelas y RallyCar.